G1P6F2

Denuncian irregularidades en la fiscalización tras reconocer el alcalde errores en el abono de facturas

El grupo municipal del Partido Popular de Corcubión, encabezado por su portavoz, Gema Freire, ha denunciado hoy el mal funcionamiento del gobierno local en el control de los gastos del Concello al reconocer el alcalde, Manuel Insua, errores en el abono de una factura en la que se pagaron 200 euros por cuatro baldosas.

En concreto, los populares, que han restado importancia al importe de la factura, han indicado que lo “realmente preocupante” es que el propio regidor reconozca en el pleno que el gobierno municipal carga facturas a las arcas municipales “sin saber el contenido exacto de las mismas”.

En este sentido, la portavoz municipal recordó que, en este caso concreto, fue su formación la que alertó del importe que se incluía por las baldosas, pero incidió en que “a saber cuántas veces han podido suceder casos similares con otras facturas, después de comprobar la nula fiscalización llevada a cabo por el gobierno municipal”.
Mala gestión
Por otra parte, desde el grupo popular han querido contestar a las declaraciones del regidor en las que Insua defiende su gestión al frente del Concello de Corcubión, alegando que, en la actualidad, las cuentas reflejan un saldo positivo de 200.000 euros.

Sobre este asunto, Freire ha recordado que el remanente sería más amplio si se “gobernase con cabeza” y, sobre todo, si los vecinos no tuviesen que estar pagando los 15.000 euros de la multa fijada por Inspección de Trabajo, o los honorarios del abogado del anterior alcalde.

“Si el alcalde no acosase a los trabajadores municipales, este concello no tendría que estar pagando empresas de mantenimiento y arquitectos”, recordó Freire, que insistió en que estos casos “merman notablemente” los recursos económicos del municipio, generados por el pago de los impuestos de todos los vecinos.

Por último, la portavoz de los populares en Corcubión ironizó también sobre la supuesta buena situación de las arcas municipales, al recordar que el regidor “siempre se está quejando” de que el municipio no tiene recursos para afrontar nuevos proyectos.

“Resulta llamativo que el alcalde presuma de cuentas saneadas y que a continuación le diga a los vecinos que no hay dinero para nuevos proyectos. O miente o nos toma el pelo”, concluyó Freire.

Deja una Respuesta