Foto Rueda Prensa Rosa Gallego

El PP considera que Ferreiro debe pedir disculpas a los coruñeses por la Intermodal

El Grupo municipal Popular considera que la actitud de Ferreiro respecto a la intermodal es de vergüenza ajenaporque el retraso se debe exclusivamente a sus continuas trabas desde el primer minuto, con cambios constantes:

 

Nada más llegar a María Pitacomenzaron los cambios, al reducir el número de plantas del aparcamiento de dos a una y el 18 de abril de 2016propuso modificaciones al proyecto que la Xunta había licitado el día 1 en función de documentación enviada por la propia Marea.

 

Redactado el proyecto básico, presentó enabril de 2017 nuevos cambios y a peor. Ferreiro modificó de nuevo los accesos, redujo el número de dársenas, renunció a la plaza de la Sardiñeira y cambió la estructura del edificio de la estación por una marquesina.

 

Estos cambios de calado en diseño y estructurasobligaron a la Xunta a anular el anterior contrato y ya ha anunciado que licitará el nuevo antes de final de año con gasto anticipado de 2019.

 

Pero no acabaron las modificaciones de Ferreiro porque en el borrador de convenio que envió el pasado 30 de octubre, después de un año de espera, vuelve a hacer cambios al pretender que el gobierno autonómico tramite por urgencia los cambios urbanísticos que el Ayuntamiento no ha sido capaz de hacer en tres años.

 

El PP destaca que si ayer no llega a haber reunión, el gobierno municipal no habría enviado el borrador de convenio, tras tardar un año en redactar 15 folios en otra muestra de agilidad de la gestión municipal.

 

La mejor prueba de que es Ferreiro quien bloquea es que la Xunta aporta 10 millones de euros para la construcción de la estación de buses a pesar de que el protocolo de 2009 establece que es el Ayuntamiento quien pondría el dinero y que en Santiago, Pontevedra y Vigo, donde gobiernan Marea, Bng y Psoe,las obras están en licitación o a punto de ser licitadas.

 

Lo mismo sucede con Alfonso Molina: Santiago y Vigo tienen sus ampliaciones de autopista hechas y en Coruña sigue todo igualporque Ferreiro las obstaculizó desde el primer día. Y lo que es peor, los coruñeses ya están pagando unas obras que no existen.

 

Ferreiro ha bloqueado también la penetración del transporte metropolitano, la licencia para viviendas en el Ofimático, la licencia de actividad de la Fábrica de Tabacos o el centro de salud en Santa Lucía, sólo para enfrentarse a la Xunta.

 

Por eso, es lamentable que Ferreiro, el único culpable, se queje de inejecución de la Xunta. Si aplicase el mismo criterio a su gobierno municipal, los diezconcejales de la Marea tendrían que irse corriendo para su casa.

 

Deja una Respuesta