foto rueda prensa BEGOÑA FREIRE-26 ENERO

El PP critica a los "continuos bandazos" de la concejalía de Movilidad

La concejala de Movilidad del Grupo municipal Popular, Begoña Freire, criticó esta mañana los continuos cambios y rectificaciones de la Concejalía de Movilidad.
 Tras reunirse la Comisión de Movilidad, convocada por los populares, para analizar los proyectos de la segunda fase de peatonalización y revitalización de Ciudad Vieja y del carril bici y mediana de Primo de Rivera, la concejala popular puso de manifiesto la falta de planificación del ejecutivo de Ferreiro, que no entregó ni un solo papel en la reunión de hoy.
 En declaraciones a los medios al término de la reunión, Freire explicó que ni en Ciudad Vieja ni en Primo de Rivera hubo diálogo, ni se ha dado respuesta a los vecinos ni comerciantes de la zona.

En el caso de Primo de Rivera, “estamos ante una chapuza frente a lo que podría haber sido un buen proyecto de carril bici”. En la ejecución de esta actuación no se da respuesta a las demandas vecinales sobre alternativas de aparcamiento ni a los comerciantes sobre la carga y descarga. Además la mediana ya ha sufrido dos modificaciones y parece que la última propuesta es que, por un lado quede ajardinada y, por otro, vista de hormigón. Es decir lo que se verá a la entrada de Coruña por una vía urbana es un muro de cemento, “todo un despropósito” ha calificado Freire.

Y tras demoler, levantar y volver a picar, en todo un ejemplo de lamentable ejecución, se han gastado hasta el momento 65.000 euros.

Sin respuesta en la Ciudad Vieja

En cuanto al proyecto de Ciudad Vieja, desde el Partido Popular se solicitó de nuevo la documentación del proyecto, pero lo único que recibió fue un plano en blanco, señal de que no hay nada planificado, que todo lo que se vendió el pasado 14 de mayo era humo, incidió Freire.

Eso sí, “según confirmaron en la reunión de esta mañana de la Comisión la implantación de la segunda fase de peatonalización se mantiene en el 25 de junio”, algo que llama la atención, dado que no está cerrada ni una nueva organización del tráfico, ni el control de acceso, ni las alternativas de aparcamiento.

Estamos ante un ejemplo más de que la improvisación es la materia más transversal del gobierno municipal.

Deja una Respuesta