FOTO VISITA

Recuerdan que fue el PSOE el que aprobó la regularización catastral en Boimorto

El alcalde de Boimorto, Gonzalo Concheiro, salió hoy al paso de las acusaciones vertidas en los últimos días por el grupo municipal del BNG, en las que los nacionalistas culpan al actual equipo de gobierno de la regularización catastral que se está llevando a cabo en el municipio, y recordó que fue el anterior gobierno local del PSOE, con el apoyo del BNG, el que aprobó, en la comisión de gobierno en febrero del 2015, convertir en obligatoria esta medida.

El regidor, que ha confirmado la puesta en marcha de una campaña vecinal para informar de todo lo que afecta a este proceso, aseguró que, una vez más, los integrantes del BNG tratan de “engañar” a la gente de Boimorto con “mentiras” que son “completamente intolerables”.

“Algunos piensan que en política vale todo, pero se olvidan de que los vecinos de Boimorto no son tontos”, apuntó el regidor, quien recordó que fue el PSOE, apoyado por el BNG, el que aprobó la regularización catastral cuando estaba el frente del gobierno municipal, entre otras cosas, para “recaudar más impuestos”.

Asimismo, Concheiro ha hecho hincapié en que el los populares han llevado al último pleno una moción para poder estudiar la manera de poder bonificar esta regularización catastral y, así, tratar de que los vecinos paguen lo menos posible.

"Lo que tienen que saber los vecinos es que el Partido Popular está buscando soluciones para que la medida afecte lo menos posible a la economía de la gente de Boimorto", apuntó Concheiro, quien incidió en que los nacionalistas han votado en contra de la moción presentada por los populares.

Ante esta polémica, el alcalde anunció que todos los vecinos de Boimorto han podido conocer y podrán conocer de “primera mano y con todo detalle” cómo les afecta esta regularización, gracias a la campaña puesta en marcha desde el primer día.

“Tenemos en el Concello, a disposición de las personas que lo requieran, la información que necesiten para evitar cualquier tipo de problemas con este asunto y los técnicos muncipales están para ayudar a presentar las alegaciones que hagan falta”, dijo Concheiro.

Un alcalde respaldado
Por otra parte, el alcalde de Boimorto también criticó el díptico que los nacionalistas han repartido en las últimas semanas entre los vecinos del municipio y en el que tachan al regidor de “ilegítimo”.

Sobre este asunto, Concheiro subrayó que se siente un alcalde "completamente legitimado" para ejercer sus funciones y recordó que los populares fueron la fuerza más votada en Boimorto en las últimas elecciones muncipales.

Deja una Respuesta